lunes 20 de mayo de 2024 - Edición Nº1993

Sociales | 19 may 2023

CONTRA LA VIOLENCIA OBSTÉTRICA

Tierra del Fuego se sumó a la campaña por un parto humanizado

Desde la provincia se participó activamente de la Convocatoria de la Primera Marcha Nacional contra la Violencia Obstétrica, al igual que en otros puntos del país y de Latinoamérica. Alertaron sobre los altos porcentajes de cesáreas en Tierra del Fuego. Remarcaron que “A la violencia obstétrica le decimos basta desde todas partes del país, por todas y por todos las y los que vienen”.


Integrantes de la Asociación Por Un Parto Humanizado, señalaron que “La situación es alarmante debido a la gran cantidad de intervenciones institucionales y prácticas profesionales que generan violencia obstétrica e invisibilizan las necesidades y deseos de las personas gestantes, por nacer y recién nacidas dentro y fuera del sistema de salud”.

Mencionaron, además, que “En Ushuaia el índice de cesáreas del 2021 supera el 68% entre el sector público y privado (según datos de estadísticas oficiales y datos no oficiales). Además, el promedio de episiotomías en partos vaginales supera el 90%”.

Vale recordar que desde la OMS se recomienda que el nivel de cesáreas no debe superar el 20% (contemplando situaciones de embarazos con patologías, condiciones especiales y decisiones personales) y el de episiotomias no debería superar el 10%.

También mencionaron que “En Tolhuin aún no se brinda acompañamiento ni atención a partos, nacimientos ni puerperios inmediatos. Se indica y obliga la derivación a otras ciudades. En la ciudad de Río Grande el índice de cesárea supera el 42%”.

Igualmente reflejaron que “Esto nos habla de lo que ya definía M.Focault, como “iatrogenia positiva”. Estamos ante una realidad de sobre diagnósticos, exceso de recursos, maniobras, prácticas institucionales y profesionales que en vez de ayudar interfieren y perjudican los procesos de partos y nacimientos saludables”.

Por último señalaron: “Las personas gestantes y las personas recién nacidas son quienes  continúan poniendo el cuerpo a esta realidad desafortunada, sufriendo las consecuencias de ello, no solo en Tierra del Fuego, sino en todo nuestra Nación y en otros países del mundo. A la violencia obstétrica le decimos basta desde todas partes del país, por todas y por todos las y los que vienen”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias